¿Cómo adoptar un animal de una protectora?

adoptar animal protectora

Si eres inteligente, querrás vivir con la compañía de un animal, lo que consideramos "mascota". Los animales de compañía pueden ser adquiridos de forma altruista o de forma económica (comprados) pero los que más te llenarán son los que sacarás de un refugio de animales.

Los animales que están en estas protectoras de animales son perfectos para vivir en casa, porque valoran mucho el calor humano. En este artículo que explicaremos cómo podrás adoptar un animal (ya sea gato o perro) de una protectora de animales aunque, en ciertas protectoras, encontrarás muchos más tipos de animales (cerdos, cabras, ovejas, caballos, etc)

Tabla de Contenido()

    ¿Por qué es mejor adoptar?

    Puede sonar a tópico, pero adoptar un animal nos convierte en mejores seres humanos y, de forma simultánea, estamos contribuyendo a un mundo mejor. Los perros y gatos, no merecen vivir acoplados en protectoras, sin calor humano, apretados, encerrados, etc.

    Si contamos con una organización voluntaria que se ocupa de encontrar un refugio seguro para un familiar buscador, podemos ser sometidos al llamado control pre y post acogimiento por parte de los voluntarios de la propia asociación, para verificar nuestra idoneidad y, en casa, el estado de bienestar del animal.

    Adopción de animales a través de una organización voluntaria

    Por lo general, la asociación tiene un formulario llenado, a través del cual el adoptante se compromete a actualizar a los voluntarios sobre el estado del perro (u otros animales) y proporcionar todos los cuidados necesarios, incluida la esterilización.

    Este acuerdo, tiene la naturaleza de un contrato entre las partes, y tiene el propósito de garantizar al perro confiado una vida segura.

    Un requisito obligatorio, por ley, consiste en cambiar la cabecera del microchip al perro , una vez obtenido el traspaso definitivo.

    En caso de transferencia gratuita o pagada, el cambio de titular debe ser comunicado al registro canino regional, en caso de transgresión existen sanciones económicas.

    ¿Cómo se regula la adopción internacional?

    En países cercanos a nosotros, la eutanasia está prevista para perros callejeros, gatos o particulares que no los reclamen, dentro de un tiempo determinado, si se pierden.

    Muchas asociaciones , por lo tanto, se activan organizando carreras de relevos que salvan vidas.

    Por ley, el perro (así como el gato y el hurón) procedente del extranjero debe contar con un microchip y un pasaporte individual.

    Una vez que llega a España y se adopta, es necesario inscribirlo en el registro regional correspondiente.

    ¿La adopción tiene un costo o precio?

    Absolutamente no, pero es posible que la asociación, para cubrir los gastos de bolsillo incurridos, como viajes u otras obligaciones de salud necesarias, solicite una contribución liberal del adoptante.

    ¿Se esteriliza el animal adoptado?

    Evidentemente depende de la edad del animal, pues si eres un cachorro hay que esperar el momento adecuado.

    Si decidimos ir a una instalación pública, excepto por límites de edad u otros problemas particulares, se esteriliza al animal.

    En cuanto a las adopciones a través de asociaciones voluntarias, por lo general, para no incrementar el fenómeno de la extravío, se indica en el formulario de acogimiento la obligación de proceder a la esterilización.

    ¿Cuál es la diferencia entre adopción y cuidado de crianza?

    La adopción es un acto mediante el cual se adquiere definitivamente la "propiedad ", legalmente hablando, del animal, mientras que el acogimiento consiste en una disposición "temporal" que obviamente puede madurar en un traslado definitivo del perro , según las circunstancias. .

    Si el perro es sometido a la medida de incautación, ¿se puede adoptar?

    Los perros (como el resto de animales) maltratados o mantenidos en condiciones inadecuadas pueden ser objeto de decomiso penal o administrativo durante el proceso, evitando dejarlos al presunto culpable, su cuidador.

    Por ello, a la espera de la evolución del relato, se pueden mantener en una perrera / albergue o encomendarlos a los sujetos que se hagan cargo de la custodia del familiar, firmando un formulario especial con el que se formaliza la cita. del custodio judicial.

    Ha habido varios casos de final feliz en los que el cuidador, siguiendo las herramientas que ofrece la ley, se ha convertido en el "dueño" definitivo del animal, garantizando tranquilidad y seguridad a un ser sensible que no puede ser tratado como un bien. material.

    1. Alexandra dice:

      Muy buen post, muy recomendable! Saludos.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Usamos cookies! ¿Que son?